La explicación científica detrás de las posesiones demoniacas y exorcismos

Exorcismo es un ritual religioso que supuestamente tiene como finalidad expulsar un “espíritu” o “demonio” que se cree se ha “introducido” en el cuerpo de una persona (aunque también se supone, puede apoderarse del cuerpo de otro tipo de animal). En el ámbito cristiano, un exorcismo se realiza mediante la repetición de oraciones y órdenes dadas al supuesto “espíritu” o “demonio” por parte del exorcista, y mediante el uso de objetos mágicos que se cree tienen el poder sobrenatural de repeler esa entidad. Entre tales objetos son comunes los crucifijos, el “agua bendita” o las “reliquias”. Aunque es una idea milenaria, en el cristianismo esta creencia tiene su origen en el mismo Jesús descrito en los evangelios canónicos, quien, se dice, expulsó demonios o espíritus malignos o “inmundos” en varias ocasiones. Es obvio que los autores de “la palabra de Dios” eran personas supersticiosas que creían en la existencia de “espíritus”, “demonios”, “magia” y “milagros”, así como en sanadores de males sobrenaturales, adivinos, magos, astrólogos y profetas. No habían superado el pensamiento animista, mágico y religioso, para alcanzar el pensamiento crítico, y mucho menos el científico. El pensamiento animista corresponde a una etapa muy atrasada de nuestro desarrollo psíquico, caracterizada por la “explicación” de los fenómenos de la naturaleza mediante la existencia y actividad de agentes intencionales que se consideran “sobrenaturales”, y se identifican como “espíritus” o “demonios”. Como consecuencia inmediata surge el pensamiento mágico, que consiste en la creencia de que se pueden realizar ciertas prácticas (conjuros, hechizos, rituales) que sirven para controlar esos agentes intencionales animados (espíritus o demonios) que se ocultan detrás de la naturaleza, para que los eventos que producen nos sean favorables. Con el tiempo, esas entidades imaginarias asociadas a los fenómenos de la naturaleza, fueron adquiriendo características más específicas y antropomórficas, llegando a ser identificadas como dioses o diosas. Y surge así la religión, el pensamiento religioso.

Pues bien, Jesús (si existió), no sólo creía en “demonios” y “espíritus”, sino que pensaba que tales seres eran la causa de las enfermedades. Por eso sanaba las enfermedades “expulsando” espíritus y demonios. Jesús era judío, y para los judíos las enfermedades y limitaciones físicas eran castigos de Yahvé-Jehová, que aplicaba a quienes no obedecían sus órdenes, tal como lo indica la Torá (Deuteronomio 28: 15-61). Los síntomas de enfermedades, como la fiebre, eran para ellos entidades a las que un ser poderoso podía regañar para que abandonara el cuerpo infectado (Lucas 4: 38-39), y en el caso de las enfermedades mentales o neurológicas, se trataba de “espíritus” o “demonios inmundos” que se apoderaban del cuerpo de la víctima. En los evangelios abundan estos casos, lo que refleja la gran incidencia de este tipo de enfermedad en aquella población, y el impacto psicológico que provocaba en aquella gente sencilla.

Resulta interesante el caso de “la legión” de demonios expulsada por Jesús del cuerpo de un hombre (según Marcos 5: 1-20), o de dos hombres (según Mateo 8: 28-34), que Jesús hizo entrar al cuerpo de una manada de inocentes cerdos, que terminaron lanzándose de un abismo, muriendo todos ahogados. Dice Bertrand Russel: “Debemos recordar que él era omnipotente, por lo que podía haber hecho que los demonios simplemente se fueran. Pero decidió mandarlos hacia los cerdos.” Lamentablemente este tipo de creencias absurdas continúa siendo fomentado hoy por las “autoridades” religiosas, para manipular a los creyentes a través del temor.

SEGUIR LEYENDO EL ARTÍCULO, PINCHA EL SIGUIENTE ENLACE:

La explicación científica detrás de las posesiones demoniacas y exorcismos

Anuncios

Autor: faloymunoz

NADA QUE COMENTAR QUE SEA DE INTERES PUBLICO

Un comentario en “La explicación científica detrás de las posesiones demoniacas y exorcismos”

  1. Pues le escribo para decirle, que hay de usted que no cree y de paso está tratando de de influir en muchos para que no crean..y no tengan temor de Dios!! siga Ud. pecando y cuando parta de este mundo pobre de ud., pues yo si creo que existe porque he visto muchos paseidos..y muchas cosas…Dios le quite la venda de los ojos porque el mal si existe…..Dios lo cuide y le ayude..

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s